domingo, 11 de marzo de 2012

NUBES DE AZAHAR





No sé cual es vuestro dulce estrella de cuando erais niños....el mio son las nubes, marschmallow, malvaviscos como los llaméis, me encantaban, de agua de azahar o de coco, bañados en chocolate, de cualquier forma. El caso es que a final de Marzo tengo que hacer una tarta forrada con nubes, si si forrada y claro está es complicado encontrar nubes de un solo color y de la forma que se nos antoje....pues esa época se acabó! Si tienes amasadora y un termómetro para el azúcar no es nada complicado hacerlo y sale bueniisimo. 


Y eso que casi la lio durante la receta porque mi amasadora de Boman tiene una tapa de plástico anti salpicaduras pero yo nunca la he quitado porque no había forma de hacerlo...hasta que vertí el azúcar a 130ºC dentro junto a las claras montadas y empezó a salir tal humo que páaaaanico yo como loca intentando quitar la maldita tapa, pues del vapor conseguí sacarla a tiempo y poder seguir batiendo el azúcar sin riesgo ninguno, pero en ese momento pensé que no cuajaría y que tendría que repetir la receta, pero puse la amasadora a tope y empezó a formarse la masa o crema de las nubes como por magia después de un ratito y supe entonces que lo había conseguido! Por lo que os animo, pero con mucha precaución a hacer nubes de todos los sabores y colores, el azúcar a tal temperatura os puede despellejar por lo que no aconsejo que estén niños o animales merodeando por ahí cuando estéis manipulando el azúcar líquido. 

Os preguntareis de donde he sacado la receta, pues de mi querido y preciado libro que os aconsejo a todas y todos los amantes de la repostería y de los dulces que os compreis, PATISSERIE de Christophe Felder. 

Allá vamos con la receta.

Preparación : 15-20 min
Material : Amasadora, termómetro de repostería, papel de hornear



INGREDIENTES :
  • 22 g de gelatina, o 11 laminas de gelatina
  • 10 cl de agua
  • 440g de azúcar
  • 45g de glucosa
  • 3 cl de agua de azahar o agua de flor de naranjo
  • 2 claras de huevo
  • colorante alimentario rosa
  • 100g de azúcar glas
  • 100g de fécula (harina)
 PREPARACIÓN :

1- Ablandar las hojas de gelatina metiéndolas en un recipiente con agua fría

2- En una olla mediana, verter el agua, el azúcar y la glucosa. Calentar a fuego lento hasta que alcance los 130ºC, es recomendable controlar la temperatura con la ayuda de un termómetro de repostería

3- Disolver la gelatina en el agua de azahar tibia.


4- Con la amasadora montar las claras en punto de nieve y cuando el azúcar líquido haya llegado a los 130ºC verterlo suavemente y seguir batiendo a potencia máxima. 

5- Añadir la mezcla de la gelatina disuelta en el agua de azahar , y el colorante, yo usé muy poquito para obtener ese color rosa clarito, la punta de una cucharita. Seguir montando la preparación hasta que se vuelva mas espeso.


6- Mezclar a partes iguales el azúcar glas junto con la harina, y espolvorear sobre el papel de horno. Verter la "guimauve" la mezcla de nubes sobre el papel de hornear y espolvorear con la mezcla anterior antes de estirar la masa con un rulo de repostería para obtener una espesor de unos 2 cm aprox. Espolvorear de nuevo y cubrir con papel de hornear. Como lo hice por la noche y ya eran las 23h no iba a esperarme 2h asi que lo puse en un cuenco de cristal recubierto de harina y azúcar glas y pude así tapar todo con plástico alimentario para que se aguante bien durante la noche y no se seque. 

7- Una vez han pasado las 2 h de reposo, recortamos de la forma que mas nos guste y lo conservamos en un bote cerrado herméticamente....aunque en mi caso dio tiempo a llevarlos a la ofi y listo.


Comentarios : Se conservan muy bien 1 semana dentro de un bote hermético en un lugar fresco y seco o varias semanas en el congelador. Este receta os puede servir de base ya que admite muchas variaciones de sabores y colores.